LA CARCEL DE CASTELLON AL BORDE DEL COLAPSO UN MEDICO Y 5 ENFERMEROS PARA ATENDER A 680 PRESOS

La cárcel de Castellón, al borde del colapso: un médico y cinco

enfermeros para atender a 680 presos

CCOO-PV lleva más de dos años advirtiendo a la Secretaria General de II.PP la merma progresiva de personal sanitario que la prisión de Castellón está sufriendo y su grave repercusión en la atención a los internos.

La sanidad penitenciaria española sigue dando que hablar. Sindicatos y profesionales llevan años advirtiendo cuál es la situación de los sanitarios que trabajan en los servicios de salud de las prisiones. Cada vez son menos y más mayores, pero es la realidad laboral a la que se enfrentan a día decenas de médicos, enfermeros o farmacéuticos de las cárceles españolas.

Un médico, cinco enfermeros y un administrativo, esta es la plantilla de la que dispone el Centro Penintenciario de Castellón I. CCOO del País Valencià (CCOO-PV)  lleva más de dos años advirtiendo a la Secretaria General de Instituciones Penintenciarias la merma progresiva de personal sanitario que este centro está sufriendo y su grave repercusión en la atención a los internos, en el aumento de cargas de trabajo del personal y lo que ello conlleva: aumento de la conflictividad, anormal funcionamiento del establecimiento, aumento de la presión ya no solo sobre el personal sanitario sino también sobreel personal de vigilancia, etc.

CC.OO-PV denuncia que el servicio sanitario del Centro Penintenciario de Castellón I está bajo mínimos y la situación podría empeorar de cara a verano

«Este escenario nos presenta una situación desastrosa, de emergencia sanitaria de tal forma que del personal que debía haber para su normal funcionamiento y que la RPT del centro recoge: un jefe de los servicios médicos, cinco facultativos, siete enfermeros, cuatro auxiliares de Enfermería, una farmacéutica y un administrativo. A lo que habría que sumar las visitas periódicas de Psiquiatría, Medicina Interna, Odontología y Óptico. Nos encontramos, a día de hoy con tal solo un jefe de los servicios médicos en funciones, cinco enfermeros y un administrativo», explica Salvador Granero, delegado de CCOO del C.P. Castellón I.

«Sin médico por la tarde y muchos fines de semana, a pesar de que el médico hace más del doble de las guardias de localización que le corresponde, pues aun así, todas las tardes, mas 15 noches y dos o tres fines de semana completos, están cubiertas solo con personal de enfermería, debido a que el médico está librando. Lo que conlleva una sobrecarga emocional, de presión y de trabajo añadida para los enfermeros/as, a lo que hay que sumar las limitaciones legales», relata Salvador Granero.

EN DÉFICIT DE PERSONAL SANITARIO

La prisión de Castellón lleva además más de un año sin psiquiatra ni internista y según apunta CCOO-PV el 39% de los internos sufre alguna patología psiquiátrica. «Las vacantes no se reponen, las bajas laborales y vacaciones no se sustituyen. Es imposible con esta disminución del personal, prestar un mínimo servicio, aun asumiendo los enfermeros, como ya hacen, además de su trabajo, el del farmacéutico, parte del de las auxiliares y el del administrativo cuando este no está. Pero por supuesto a los que no pueden suplir en ninguna de sus funciones es a los facultativos», denuncia Salvador Granero.

«La no reposición de las vacantes por jubilaciones (previsibles) e IT de larga duración conllevan al exceso de cargas de trabajo y convierten una situación que hace años era puntual en estructural, afirmación que se puede hacer ya con toda rotundidad y que está suponiendo un verdadero riesgo psicosocial y de salud para los profesionales como consecuencia del estrés, la ansiedad y la presión asistencial que tienen que soportar, con todas las consecuencias que de ello se puedan derivar», concluye el responsable de Prisiones de CCOO-PV.

Desde CCOO-PV exigen que se dé solución «cuanto antes» a esta «grave situación» y mientras tanto se proceda a la contratación urgente de al menos dos facultativos, un enfermero para sustituir IT de larga duración, dos auxiliares de Enfermería y renovar los acuerdos asistenciales de Psiquiatría e Interna. Asimismo, alertan que el contexto puede empeorar más este verano, al quedarse el centro penitenciario sin ningún facultativo una situación que la organización sindical indica que es de «consecuencias totalmente impredecibles puesto que nunca se ha dado».

ConSalud.es se ha puesto en contacto con la Consejería de Sanidad de la Comunidad Valenciana para conocer si en la agenda política del Govern de Ximo Puig está la solicitud al Gobierno central de la transferencia de las competencias en sanidad penitenciaria como han hecho ya otras comunidades autónomas. Sin embargo, no han querido pronunciarse al respecto.

Autor entrada: Carmen .

Deja un comentario